viernes, 23 de septiembre de 2016

Melanomancia: cómo los lunares y su situación indican la personalidad



Tiene sus orígenes en la tradición china y se calcula que se remonta a los años 1.700-1.100 antes de Cristo. Sus principales impulsores fueron Lao Tse y Mao Tse Tung, y se la relaciona con la filosofía antigua así como con la tradición del Tao (movimiento del universo). Este arte adivinatorio es considerado en la sociedad china como una manifestación de su cultura ancestral y solamente los sabios pueden practicarla ya que supone una gran responsabilidad para quien lo hace. Su importancia es tal, que a los pocos días del nacimiento los padres llevan al recién nacido al maestro en melanomancia para que haga una primera visión o lectura del cuerpo del bebé y sus lunares. Tanto si detecta fortalezas como  debilidades, son los padres los encargados de ayudar al niño a desarrollar la primeras y a modificar y superar las segundas. Cuando los jóvenes están en una fase de madurez de nuevo  acuden como "visita obligada" socialmente ya que van a  pasar a conocer el propósito de su destino. Incluso a nivel laboral, hay determinados trabajos, en especial los relacionados con la medicina o educación, en los que se solicita a los aspirantes al puesto que se sometan a un análisis melanomántico.
Hay que tener en cuenta que a veces las interpretaciones pueden tener alguna variación en función de las tradiciones que el maestro siga, es decir, no hay una "única fuente" ancestral. Sin embargo, como punto de partida, podemos añadir que a la hora de analizar los lunares, antes incluso de fijar en qué parte de nuestro cuerpo están, hay unas características básicas de los mismos que sirven como punto de partida. Te indicamos algunas a título de ejemplo:
-si el lunar predice una cualidad o suerte, cuanto mayor sea su tamaño mayores serán los factores señalados.
-si el lunar es circular, indica mayor fortuna, pero si es ovalado o multiforme ha de tenerse cuidado pues indica desgracias.
-si tiene poco relieve también es indicativo de suerte y a mayor volumen este efecto decrece proporcionalmente.
-por su parte si es puntiagudo indica mala suerte o si es de color oscuro y además tiene vello esa mala suerte se incrementa de forma muy importante.




Además, los expertos recomiendan que se realice un análisis por sexo ya que si bien hay del orden de unos 50 lunares, tanto para varones como para mujeres, los significados no son exactamente iguales para ambos. Sin embargo, si se establecen unas líneas generales comunes como punto de partida que te detallamos a continuación para que puedas hacerte tu propio "examen" y ver si se ajusta a tus características personales :

* en la cabeza y sobre las cejas:

-si está a la izquierda:  extravagancia y lentitud para aprender.
-en el centro; la persona tiene la posibilidad de cambiar su vida cuando lo decida y las decisiones serán positivas ya que el cosmos las favorece.
.-a la derecha; inteligencia elevada y potencial para tener fama y reconocimiento.

*  bajo las cejas:

-si es en la ceja derecha, representa felicidad, capacidad de concentración y fuerza para asumir retos en el trabajo.
-si en la izquierda: el significado es el opuesto, la persona sufrirá bastantes desdichas en su vida.

* en los párpados:

La persona se caracteriza por una gran sensibilidad y si en concreto está casi al borde de los ojos significan honestidad y franqueza.






* en la mejilla izquierda:

Se interpretan como problemas para concentrarse y el entendimiento de determinadas materias. La persona podrá superar esos problemas pero sólo a base de compromiso y disciplina.

*en la mejilla derecha;

La persona es seria y tiene unos valores elevados, de hecho muchos místicos y sacerdotes tienen lunares en esa zona.

*el lunar está en la nariz:

Las personas son por lo general extrovertidas, divertidas y estupendas amigas, con tendencia a realizar viajes.

*en la boca o los labios:

Indican sensualidad, pero si su coloración es muy oscura el individuo tiene tendencia a ser agresivo y poco tolerante.





*en la barbilla:

La persona es muy cariñosa y a la vez diligente, trabajadora y responsable.

*en la mandíbula:

Indica un estado débil de salud, con especial atención a la circulación, el estómago y el hígado.

* en las orejas:

-si está en la oreja izquierda significa temeridad e imprudencia.
-si lo está en la derecha la persona posee valor pero de forma comedida.

* en el cuello:

La persona tendrá una vida caracterizada por una lucha constante, pero con muchas oportunidades y tendencia a recibir reconocimiento en la edad adulta y la vejez.

* en los brazos:

-si se tienen el brazo derecho indican responsabilidad y éxito.
-si están en el brazo izquierdo,  se ha de ser más constante en las metas para evitar problemas económicos.
-si se tienen en ambos brazos, la persona tendrá periodos a lo largo de su vida que incluirán lo descrito en los puntos anteriores.

* en las manos:

-en la izquierda:  se aprende con facilidad.
-en la derecha: habilidad natural para todo tipo de cosas.
-si están en las palmas y son claros, se desarrolla una especial capacidad para la escritura ya desde bien pequeños.

* en el pecho:

-si están en la parte izquierda, confusión y poca riqueza.
-si por el contrario están en la parte derecha, representan fortuna, riqueza y felicidad.

sin embargo, hay que matizar que la interpretación depende  mucho de la forma y el color, y sobre todo si son muy oscuros conllevan por lo general mayores complicaciones.

* en el tórax:

-en la parte izquierda significan facilidad para la distracción y lentitud.
-en la parte derecha en cambio representan falta de sensibilidad y cobardía.

* en el abdomen:

la persona disfruta asistiendo a fiestas y reuniones sociales y puede tender a beber en exceso, suele ser codiciosa y perezosa.

* en la espalda:

-si están en la parte superior la persona es generosa pero con tendencia a la arrogancia.
-en la parte inferior, nos indican que la persona es sensual, romántica y tiene una actividad sexual mayor.




* en las rodillas:

En la derecha significa que la persona tiene facilidad para el control de las finanzas, sin embargo en la izquierda se traduce en imprudencia en el manejo de los recursos económicos.

*en las pantorrillas:

-en la izquierda: la persona es tosca pero sincera.
-en la derecha, significa refinamiento, buen gusto para vestir y un trato delicado.

* en los tobillos:

Es seguramente uno de los lunares más apreciados en China porque la persona es una infatigable trabajadora. si se trata de un hombre será temeroso pero eso le hará a la vez prudente, sin embargo si es una mujer será generosa y capaz de compartirlo todo.

Te recordamos que hemos hecho un resumen de las interpretaciones generales, el sexo de la persona nos dará más detalles al respecto, pero si te interesa el tema, ya  estás en disposición de hacerte un "inventario" de tus lunares (o los de tu pareja) y ver hasta qué punto la melanomancia ha acertado o no sobre tu personalidad. Como habrás podido comprobar a medida que has ido leyendo, se deduce una máxima general, los lunares en la parte izquierda de nuestro cuerpo (salvo los de las manos) nos acarrean cualidades negativas, poca suerte o infelicidad, mientras si están en la parte derecha sucede todo lo contrario.











jueves, 15 de septiembre de 2016

Crónica de pueblo





Era un verano de principios de los 70, lo recuerdo porque tendría unos 10 años escasos y estaba con mis padres tomando algo en la terraza de uno de los bares del pueblo. Ningún amigo ni conocido de mi edad cerca, así que allí estaba yo dispuesto a prestar atención a lo primero que mantuviera mínimamente entretenido, aunque fuese el simple vuelo de una mosca. Poco tiempo después, y para mi suerte, casi delante de nuestras narices se encuentran y saludan dos matrimonios que empiezan a charlar de forma relajada sobre la futura boda del hijo de uno de ellos, mientras yo, sin nada mejor que hacer, "ponía la antena" a la vez que  intentaba disimularlo. Puestos en situación, llega un momento de la conversación en que la amiga le pregunta a la madre del novio "¿y tu nuera qué? ¿qué tal?", y tras un par de segundos de silencio oí por primera vez aquella frase "otra cosa no tendrá, pero a buena y limpia no la gana nadie". Aquello terminó de despertar totalmente mi aburrida mente infantil, uno estaba acostumbrado a que a las personas se les pusieran calificativos diversos, mejores o peores, pero lo de limpia.....hombre eso es algo que yo creía que se daba por supuesto aún en el caso de que no fuera cierto. Poco después se terminó la conversación y ambos matrimonios se despidieron amigablemente, mientras que en mi "disco duro" la expresión se había grabado en busca de encontrar la explicación más lógica para mi mente. El caso es que al poco rato llegó un amigo, nos pusimos a jugar y cambié de chip rápidamente, aunque la frase quedó grabada en mi subconsciente. 






Unos meses después, en un día soleado de principios de otoño, y en otro escenario distinto, mientras estaba leyendo el clásico tebeo (muy probablemente de Zipi y Zape), de repente algo se "activa"  en mi cabeza, ahí estaba otra vez, la había vuelto a oir, de nuevo la frase que describía a la futura nuera "otra cosa no tendrá pero a buena y limpia no la gana nadie". Como te puedes imaginar, mi indiscreción pudo con el tebeo y si bien hacía como si siguiese leyendo en realidad empecé a "leer" la conversación o cuando menos a intentarlo. Mientras volvía a preguntarme ¿pero por qué de todos los posibles calificativos posibles volvía a aparecer  limpia?. Vale que se resaltase la bondad de la persona por encima de su belleza o incluso inteligencia, aunque seguramente no era lo más común, lo primero solía ser aquello de "muy guapa" " tiene esta carrera o estudia aquella otra", pero lo de limpia "se le supone" o caso contrario se omite. Cuando ya mi nivel de interés (y de cotilleo) por la conversación empezaba a bajar considerablemente, justo en ese preciso instante, aparecieron los novios y por fin lo entendí. En la primera ocasión tuve unas ligeras sospechas, pero 2 de 2 casos resultaron ser suficiente "muestra" para mi "trabajo de campo mental", era demasiada casualidad, y viendo a la segunda novia y recordando a la primera por fin entendí que aquella puñetera frase que de cuando en cuando aparecía y desaparecía de mi mente tenía por fin una explicación "empírica". Comprendí finalmente que  significaba ni más ni menos que la novia era fea.....por no decir fea de c......,aunque el novio iba a juego con ella por si alguna duda de machismo se te pasa por la cabeza. Comprendí que cuando no era guapa, inteligente o con don de gentes, lo de "buena y limpia" era una forma silenciosa de transmitir lo que finalmente yo había por fin descubierto. Así somos, o tal vez éramos, la gente de pueblo, hoy, 40 años más tarde, de algo si estoy seguro que no ha cambiado, sigo pensando que lo de limpia "se le supone y de no ser así se omite", pero en fin.....me apetecía escribirlo, tal vez algún día mis hijos pequeños lo lean y así entenderán, si no lo han hecho antes, que cuando le digo a su madre que "otra cosa no tendrás pero a limpia no te gana nadie" y en cero coma recibo una "cariñosa" colleja, sólo es, tal y como les digo, una simple broma.